Ser Feliz y Ser Saludable es tu decisión ¡Comienza Hoy!

Cómo manejar el estrés y convertirlo en tu aliado

Manejar el estrés para que sea una herramienta positiva en tu vida.

¿Sabías que el estrés biológico es un descubrimiento bastante reciente?.

No fue hasta finales de la década de los 50 que el endocrinólogo Hans Selye identificó y documentó el estrés por primera vez.

Aunque los síntomas del estrés han existido desde siempre, su identificación llevó a nuevas investigaciones que ha ayudado a millones de personas a sobrellevarlo.

El estrés y la ansiedad son experiencias comunes para la mayoría de las personas, pero fuera de control pueden arruinar tu vida.

Puede afectar el modo cómo comes, tus entrenamientos, sabotear tu sueño, tu vida personal y emocional.

Pero no todo es negativo, porque también puede ser energizante, motivador y cambiar tu vida para bien…si lo aceptas…

Por ejemplo: Si te alejas corriendo de situaciones estresantes como si estuvieras buscando una medalla, probablemente no veas el estrés como una amenaza.

El solo hecho de ver al estrés como algo inherentemente dañino, te aleja de las cosas que son difíciles y significativas, ya sea reparar una relación o buscar un ascenso, porque acrecienta un poderoso sentimiento, “el miedo’.

Si por el contrario, aceptas y ves lo bueno que tiene el estrés, lo verás como un aliado, una oportunidad para aprender y crecer.

Aún mejor: ver los factores estresantes de manera positiva te ayudan a sentir que puedes superarlos.

La evidencia científica nos ha mostrado que las personas que piensan en el estrés de esta manera positiva, tienen más probabilidades de sentir que tienen los recursos para manejarlo, como la autoeficacia y la confianza en sí mismo.

¿Cómo aceptar al estrés como una herramienta de mejoramiento personal?

Si estás pensando, “OK, esto suena muy bien, pero ¿cómo puedo realmente cambiar de opinión sobre el estrés?”, no te culpo.

El pensamiento cultural sobre el estrés está tan profundamente arraigado que puede ser difícil liberarse, pero aquí te ofrezco algunos consejos que pueden ayudarte a ver que el estrés es bueno:

¡Auto-motívate!

Luego de varias respiraciones profundas, conscientes, invoca el mantra motivador que más te guste y repítelo en tu mente, por ejemplo: ¡Estoy contento/a! o ¡Todo está bien! ¡No pasa nada! Repite estas frases cuando empieces a estresarte.

Cuando sientas que vas a enfrentar una situación de estrés, como una entrevista de trabajo o una exposición ante un gran número de personas, tus niveles de cortisol se disparan lo que te impulsa a querer huir de esa situación y quizás te bloquees, pero si te automotivas, y ves esta situación como una oportunidad para mejorar tu vida y aprender, solo este pensamiento hará que tu vida sea más significativa, plantéatelo como un reto.

Pensar positivo y automotivarte te ayudará a reducir el riesgo de ansiedad, depresión y aliviar una gran cantidad de cosas que puede generar niveles más altos de estrés crónico, dicho esto, solo pensar de manera positiva puede cambiar literalmente la forma en que reaccionan las hormonas del estrés en tu cerebro.

¡Prémiate!

Cuando te sientas abrumado, pensar en los beneficios a largo plazo de tu situación te puede ayudar.

A veces, la vida te presenta situaciones estresantes que ya has vivido antes.

Por ejemplo: un viaje a otro país o que alguno de tus seres queridos se enferme, en este caso, con solo dos minutos de pensar en los resultados positivos de una experiencia difícil en el pasado, como todo pasó y saliste bien de ella, te hace sentir que ya conoces esta situación y que tienes el poder de controlarla.

Esta sensación te debe hacer sentir más feliz ya que llevas el control de tu vida.

Cuando tengas señales de estrés por una presentación o cualquier otra circunstancia, recuerda que ya has pasado por situaciones similares y estás seguro de que será un éxito, que aprenderás de la experiencia, sin importar cuán terrible o asombrosa sea.

Escucha música

¡Haz una lista de reproducción para lidiar con el estrés!.

A mí me encanta hacer listas de reproducción para colocar en la sala de espera de mi consultorio para que mis pacientes se relajen y entren contentos a mi consulta, esto les ayudará a superar sus temores y aumentar su confianza.

¿Justin Bieber, Laura Pausini? ¿Música clásica? ¿A Quién les gustaría escuchar?

Manejar el estrés haciendo ejercicio

El ejercicio es una de las cosas más importantes que puedes hacer para combatir el estrés.

Pudiera parecer contradictorio, pero poner estrés físico en tu cuerpo a través del ejercicio puede aliviar el estrés mental.

Los beneficios son más fuertes cuando haces ejercicio con regularidad.

Estudios demuestran que las personas que hacen ejercicio con regularidad tienen menos probabilidades de experimentar ansiedad que las que no hacen ejercicio.

Algunas razones detrás de esto:


Hormonas del estrés: el ejercicio reduce las hormonas del estrés de tu cuerpo, como el cortisol. También ayuda a liberar endorfinas, que son sustancias químicas que mejoran tu estado de ánimo y actúan como analgésicos y relajantes naturales.
Sueño: el ejercicio también puede mejorar la calidad del sueño, lo que puede verse afectado negativamente por el estrés y la ansiedad.
Confianza: cuando haces ejercicio con regularidad, puedes sentirte más competente y confiado, lo que a su vez promueve el bienestar mental.

Trata de encontrar una rutina o actividad de ejercicios que disfrutes, como caminar, bailar, escalar o hacer yoga.

Las actividades, como caminar o trotar, que implican movimientos repetitivos de grandes grupos de músculos pueden aliviar especialmente el estrés.

Recuerda

Hay muchas cosas significativas y simples que te ayudan a liberar el estrés, como: llamar a un amigo, llamar a tus padres, bailar, ¡ríete!

También es importante que aprendas a decir “NO”, aprende a evitar la procrastinación, no postergues las cosas.

Asimismo, puedes practicar la atención plena, abrazar a un ser querido y jugar con tus mascotas.

Quizás nunca puedas erradicar por completo el estrés de tu vida, pero si lo lograras, quizás estarías borrando la mayor parte de lo que es significativo peligroso junto con él, es mejor abrir los brazos y aceptar el estrés usándolo para tu beneficio.

Muchas son las razones por las cuales estudios recientes de investigación han demostrado y confirman que “El estrés es bueno, pero es tu decisión”.

“Decide ser feliz, decide ser saludable”. ¡¡¡Comienza hoy!!!

Artículos o links recomendados:

Kelly McGonigal: Cómo convertir al estrés en tu amigo

El Estrés y Cansancio afecta el funcionamiento de tu Hígado

El estrés es más peligroso de lo que piensas

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email

Deja un comentario