Inicio BlogBienestar Descubre cómo caminar te hace más feliz y saludable

Descubre cómo caminar te hace más feliz y saludable

Por Dra. Maribel Lizarzábal García
0 Comentario

Los que me conocen saben que generalmente mi día comienza con una saludable caminata, tiene que llover muy fuerte o presentarse algún inconveniente, para que no salga a caminar, porque para comenzar mi día feliz, necesito caminar.

Caminar puede ofrecerte numerosos beneficios para la salud a personas de todas las edades y niveles de condición física. También te puede ayudar a prevenir ciertas enfermedades e incluso prolongar tu vida. Caminar es gratis y fácil de adaptar a tu rutina diaria. No necesitas ningún horario y lo puedes hacer en cualquier momento, a mi me encanta caminar de mañana, pero quizás a ti te guste en la tarde, no importa la hora, lo importante es que lo hagas con disciplina y constancia.

Entre los beneficios de caminar, demostrados científicamente y ratificados por la neurociencia tenemos:

  • Quema calorías: caminar puede ayudarte no solo a relajarte sino también mantener o perder peso. Quemar calorías  dependerá de varios factores, que incluyen: la velocidad al caminar; distancia recorrida; terreno (quemará más calorías caminando cuesta arriba, que en una superficie plana); influye también para ver resultados tu peso inicial y la constancia. Mantener un peso saludable disminuye el riesgo de enfermedades crónicas como la diabetes, la obesidad y el hígado graso entre otras.
  • Fortalece el corazón: caminar al menos 30 minutos al día, cinco días a la semana puede reducir el riesgo de enfermedad coronaria en aproximadamente 19%, y el riesgo puede reducirse aún más cuando aumenta la duración o la distancia que caminas por día.
  • Baja el nivel azúcar en la sangre: hacer una caminata corta después de comer puede ayudar a bajar el azúcar en la sangre. Estudios han encontrado que caminar 15 minutos tres veces al día (después del desayuno, almuerzo y cena) mejoró los niveles de azúcar en la sangre más que caminar 45 minutos en otro momento del día. Sin embargo, se necesita más investigación para confirmar estos hallazgos.
  • Alivia el dolor articular: caminar puede ayudar a proteger las articulaciones, incluidas las rodillas y las caderas. Lubrica las articulaciones y fortalece los músculos que sostienen las articulaciones. Caminar de 2 a 3 km( 5 a 6 millas)por semana también previene la artritis y alivia los dolores articulares.
  • Estimula el sistema inmune: caminar puede reducir el riesgo de desarrollar infecciones. Estudio de investigación observo a 1,000 adultos durante la temporada de gripe. Aquellos que caminaron a un ritmo moderado durante 30 a 45 minutos al día tuvieron 43% menos riesgo de infecciones del tracto respiratorio superior y menos días de enfermedad. Sus síntomas también disminuyeron si se enfermaban, comparado con los adultos que eran sedentarios. Intenta realizar una caminata diaria para experimentar estos beneficios. Si vives en un clima frío, puedes intentar caminar en un centro comercial cubierto o en una caminadora dentro de tu casa o gimnasio.
  • Aumenta tu energía: Salir a caminar cuando estás cansado puede ser un impulso de energía más efectivo que tomar una taza de café. Caminar aumenta el flujo de oxígeno a través del cuerpo. También puede aumentar los niveles de cortisol, epinefrina, noradrenalina, endorfinas, hormonas que ayudan a elevar los niveles de energía y felicidad.
  • Mejora tu estado de ánimo: caminar te relaja y puede ayudar a tu salud mental. Estudios han mostrado que puede reducir la ansiedad, la depresión y un estado de ánimo negativo. También puede aumentar la autoestima y reducir los síntomas de aislamiento y retraimiento social. Para experimentar estos beneficios, intenta realizar 30 minutos de caminata rápida u otro ejercicio de intensidad moderada tres días a la semana. También puedes dividirlo en tres caminatas de 10 minutos. Procura motivar a otra persona es mas estimulante caminar acompañado.
  • Te ayuda a envejecer feliz y saludable: caminar a un ritmo más rápido podría extender tu vida y tu salud. Los investigadores encontraron que caminar a un ritmo promedio en comparación con un ritmo lento resultó en una reducción del 20% en el riesgo de muerte general. Pero caminar a paso rápido (al menos 4 millas por hora) redujo el riesgo en un 24%. El estudio analizó la asociación de caminar a un ritmo más rápido con factores como las causas generales de muerte, enfermedad cardiovascular y muerte por cáncer.
  • Tonifica tus piernas: Caminar puede fortalecer los músculos de las piernas. Para acumular más fuerza, camine en un área montañosa o en una cinta de correr con una inclinación o encuentra rutas con escaleras. También intercambia caminar con otras actividades de entrenamiento cruzado como ciclismo o trotar. También puedes realizar ejercicios de resistencia como sentadillas, estocadas y flexiones de piernas para tonificar aún más y fortalecer los músculos de las piernas, lo que te facilita el equilibrio.
  • Te hace una persona creativa: caminar te puede ayudar a despejar la cabeza y ayudarte a pensar creativamente. Investigación comparó a personas que intentaban pensar en nuevas ideas mientras caminaban o se sentaban. Los investigadores encontraron que a los participantes les fue mejor mientras caminaban, particularmente al caminar al aire libre. Concluyeron que caminar abre un flujo libre de ideas y es una forma simple de aumentar la creatividad y realizar actividad física al mismo tiempo. Intenta iniciar una reunión de caminata con tus colegas la próxima vez que tengas un problema en el trabajo.

Artículos Relacionados

Deja un comentario